plantas características y partes

Las plantas son un grupo de seres vivos muy importante. Se conocen más de 300.000 especies diferentes. Entre ellas hay muchísima variación en la forma y el aspecto. La hay tan pequeñas que sólo se ven con microscopio, y las mayores son árboles de más de 90 metros de altura. En CurioSfera-Ciencia.com, te explicamos las características de las plantas y sus partes.

No te pierdas cómo se forman las perlas

Partes de las plantas

Las plantas tienen una parte subterránea que se llama raíz. Y también tienen una parte visible o parte aérea que se llama tallo. Del tallo salen las hojas, las flores y los frutos.

cuáles son las partes de una plantaEl tallo es verde y blando. Está constituido por una varilla o tronquito central, llamado tallo principal, de la que salen unas cuantas ramas. La misión esencial del tallo es aguantar las hojas.

Los puntos donde las hojas se unen al tallo se llaman nudos, y los espacios que hay entre dos nudos reciben el nombre de entrenudos.

Cada hoja consta de una lámina verde muy delgada, el limbo, que se une al tallo por medio de un apéndice llamado pecíolo. Hay muchos nervios que se ramifican a partir de uno principal y que recorren toda la longitud del limbo.

En muchas ocasiones, las hojas nos son exactamente iguales por los dos lados. La cara superior, o anverso, suele ser de un color algo más oscuro, para que los rayos de sol le llegan más directamente. La cara inferior de la hoja, que suele tener un color más claro, se llama reverso.

Hasta aquí hemos mencionado las partes visibles de una planta, pero también hay otra parte muy importante a bajo tierra: es la raíz. Si desentierras la raíz de una planta, verás que el tallo principal de la planta continúa bajo tierra, pero con un eje de color pardo: es la raíz principal.

Esta raíz principal se ramifica en seguida en muchas raíces secundarias, que también se van ramificando.

La flor de las plantas

Las flores son los órganos con que se reproducen las plantas superiores. Para poder estudiar las partes de las flores de una planta vamos a coger como ejemplo la flor de la habichuela o judía.

características de la flor de las plantas
Partes de una flor

Las flores de la judía van reunidas en grupos sobre pequeñas ramas que salen del tallo. Estos grupos de flores se llaman inflorescencias.

En una flor de habichuela puedes distinguir dos partes de colores diferentes: el cáliz, de color verde, y la corola, de color blanco. El cáliz está constituido por cinco hojas, llamadas sépalos, que están soldadas por su base formando una especie de copa.

La corola recuerda una mariposa por su aspecto, y está formada por cinco piezas de forma diferente, llamadas pétalos, de color blanco.

Si, con unas pinzas, sacas los pétalos de la flor, verás que en el interior hay diez filetes blancos, los estambres, que son los órganos reproductores masculinos. En la punta tienen unas bolsitas de color amarillento que contienen el polen.

Los estambres rodean un pequeño órgano de color verde, llamado carpelo, que dentro tiene los rudimentos de las semillas.

La formación del fruto

Cuando maduran las flores, los insectos transportan el polen de una a la otra y lo dejan en el extremo libre del carpelo. Aquí, los granos de polen fabrican un tubito pequeño que penetra hasta los rudimentos de las semillas, y así se produce la fecundación.

Una vez fecundada la flor se transforma: los pétalos y los estambres se marchitan y caen, y sólo queda el carpelo, que crece hasta convertirse en un fruto. En su interior, los rudimentos de semilla también se despliegan hasta que se convierten en semillas maduras.

Cuando el fruto termina de madurar las paredes se secan y se abren, y las semillas caen al suelo. En la primavera siguiente, las semillas germinarán y producirán plantas nuevas, por lo que el ciclo vuelve a empezar.

Tipo de tallos

Todas las plantas superiores tienen raíz, tallo y hojas. Pero la forma de estos órganos varía bastante de unas plantas a otras. De entrada veremos algunas de las variedades más corrientes de tallos.

Tallos aéreos

Existen tres tipos de tallos aéreos:

  • Los tallos delgados y de consistencia blanda se llaman tallos herbáceos. Por ejemplo la hierba.
  • Los tallos rígidos y más gruesos se llaman tallos leñosos. Por ejemplo los arbustos.
  • Los tallos leñosos pueden crecer haciéndose gruesos, y a veces, llegan a tener un diámetro considerable: son los troncos. Por ejemplo los árboles.

Tallos rastreros

Hay tallos que no se levantan verticalmente, sino que crecen a ras de suelo. Estos tallos se llaman rastreros o reptiles. Las fresas o los pepinos tienen tallos de este tipo.

Tallos subterráneos

Algunos tallos son subterráneos, es decir, van bajo tierra y a menudo se parecen a una raíz. La mayoría de estos tallos están engrosados porque contienen sustancias de reserva.

  • Los rizomas son tallos subterráneos que crecen en sentido horizontal, como las del lirio o las del espárrago.
  • Los bulbos son unos tallos subterráneos muy cortos, de las que salen muchas hojas carnosas e incoloras que contienen sustancias de reserva. La cebolla, el tulipán o el ajo son ejemplos de plantas con bulbos.
  • Los tubérculos son tallos subterráneos engrosados ​​que contienen pequeñas gemas capaces de originar una planta nueva. La patata es un ejemplo de tubérculo.

Partes y tipos de hojas

La mejor manera de conocer bien las plantas es coleccionarlas en un herbario. Si ya has empezado la colección, fíjate en las hojas de las diferentes especies que tienes y compáralas: ¿no te parece que son muy diversas?.

Partes de las hojas
Tipos de hojas por su forma

Algunas hojas, como las del violín, no tienen pecíolo: se llaman hojas sésiles. Hay otras hojas que tienen el pecíolo ensanchado en la base y abrazando poco o mucho el tallo en su punto de unión con esta.

Este ensanchamiento se llama vaina. Fíjate en las hojas de la judía, por ejemplo, y verás que tienen una vaina pequeña en la base del pecíolo.

El limbo de una hoja tiene casi siempre la forma de una lámina pero a veces no es así. Por ejemplo, las hojas del pino tienen forma de aguja. ¿Conoces otros árboles que tengan las hojas de esta forma?

Las hojas con el limbo laminar pueden tenerlo de formas muy diversas: puede ser elíptica (en forma de elipse), romboidal (con forma de rombo), lanceolada (con forma de punta de lanza), etc.

El borde del limbo también permite distinguir muchos tipos diferentes de hojas: hay enteras, es decir, con el borde del limbo lisa; muchas tienen entradas o cortes más o menos marcados, y entonces se habla de hojas dentadas, festoneadas, partidas

A veces las divisiones del borde del limbo son tan profundas que llegan hasta el nervio principal, y entonces parece que la hoja esté formada por unas cuantas hojitas más pequeñas, que reciben el nombre de folios.

Las hojas de este tipo se llaman hojas compuestas. Las hojas de la judía (salvo las más inferiores) son compuestas: están formadas por tres folíolos.

Partes y tipos de raíces

Cuando hemos visto anteriormente la habichuela, hemos hablado de la raíz principal y de las raíces secundarias. Hay plantas que tienen la raíz principal muy desarrollada y que forma una especie de eje largo alrededor del cual son dispuestas las raíces secundarias.

características y partes de las raíces

Las raíces con este tipo de distribución se denominan axonomorfas, y las plantas que tienen pueden absorber el agua que se encuentra a mucha profundidad bajo tierra.

Otras plantas, sin embargo, tienen las raíces secundarias tanto o más desarrolladas que la raíz principal, de manera que forman una maraña que generalmente no se hunde demasiado dentro del suelo, pero que abarca una extensión considerable. Las raíces de este tipo se denominan fasciculadas.

Algunas plantas tienen la raíz muy gruesa, como la zanahoria o la remolacha, Esto es porque ésta almacena sustancias alimenticias de reserva en su interior. La mayoría de estas raíces son comestibles.

Características de las plantas resumen

  • Las plantas con flores son constituidas por una parte subterránea, la raíz, y una parte aérea, el tallo, que sostiene las hojas, las flores y los frutos.
  • El tallo se llama herbácea cuando es delgada y blanda, y leñosa cuando es rígida y más gruesa. Los tallos muy gruesos se llaman troncos. Algunos tallos son subterráneos: los rizomas, los bulbos y los tubérculos son tallos de este tipo.
  • Generalmente las hojas tienen forma de lámina delgada, el limbo, que se une al tallo por un apéndice, el peciolo. Las hojas de las distintas especies de plantas son diferentes las unas de las otras. Los botánicos las dividen según la forma del limbo, el perfil de los bordes y otras características.
  • Las raíces de las plantas pueden ser axonomorfas, cuando hay una raíz principal muy desarrollada, o fasciculades cuando no hay ninguna raíz que destaque especialmente sobre las otras. Algunas raíces son gruesas, porque almacenan sustancias de reserva.

Para finalizar, no te pierdas cómo es una granja

¿Quieres saber más sobre ciencia?

Desde CurioSfera-Ciencia.com, esperamos que este artículo científico titulado Tipos y características de las plantas, te haya sido de utilidad.

Para leer más información similar, puedes visitar la categoría de ciencia. También puedes preguntar tus dudas a nuestro buscador.

Y recuerda, si te ha gustado puedes compartirlo en redes sociales, darle un «me gusta», dejarnos un comentario o seguirnos en nuestra página de ciencia de Facebook. 🙂

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí