Saltar al contenido
CurioSfera Ciencia

Qué es la actividad volcánica | Características y Peligrosidad

qué es la actividad volcánica

Las actividades volcánicas son aquellos fenómenos naturales relacionados con un volcán. No solo la erupción propiamente dicha, también géiseres, fumarolas e incluso terremotos. Esta actividad puede ser tan poderosa que puede cambiar el relieve e incluso el clima. En CurioSfera-Ciencia.com, te contamos qué es la actividad volcánica.

No te pierdas cómo es un volcán

Características de la actividad volcánica

Llamamos actividad volcánica a todas aquellas manifestaciones relacionadas con los volcanes. Comprende no solo las conocidas erupciones, causantes a veces de catástrofes, sino también fenómenos menos impresionantes, como las fumarolas (emisiones de gases) o los géiseres (chorros de vapor de agua que salen, intermitentemente, de una grieta).

Los volcanes son la manifestación extrema de un proceso interno: el ascenso de magma a la superficie.

Pero, ¿qué es el magma? El magma es una mezcla de roca fundida, gases y fragmentos sólidos, que se encuentra en algunas zonas de la litosfera, a una temperatura de entre 700 y 1.200 °C. Es el material que, por enfriamiento y consolidación, da lugar a las rocas ígneas.

La actividad de los volcanes es muy variable. Hay volcanes tremendamente activos, que entran con frecuencia en erupción. Otros son mucho más tranquilos, y alternan períodos de reposo o de actividad atenuada con otros de erupciones más o menos intensas.

Hay algunos que se llaman «dormidos». No están en erupción, pero no se les cree extinguidos. Y los hay que, casi definitivamente, pueden considerarse extinguidos.

Como los terremotos, la actividad volcánica se puede explicar por la dinámica de la litosfera. Los volcanes y los fenómenos asociados a ellos son mucho más abundantes en las zonas de contacto entre placas.

Se estima que, de todos los volcanes del planeta, un 95% están relacionados con bordes de placa y sólo un 5% se encuentran en zonas intraplaca.

La peligrosidad de la actividad volcánica

En el año 79 de nuestra era, la ciudad romana de Pompeya (Italia) quedó sepultada por las cenizas y el lapilli expulsados por el volcán Vesubio. La población pasó así a convertirse en uno de los mayores yacimientos arqueológicos del mundo.

La erupción del Vesubio en el año 79 d. C., es una de las primeras documentadas. En su momento, los habitantes de la zona afectada no supieron de qué se trataba. Era un fenómeno nuevo y ni siquiera sabían el riesgo al que se enfrentaban.

El tiempo y la experiencia han hecho que, en muchos casos, los volcanes se consideran una amenaza que conviene vigilar atentamente.

Los volcanes más peligrosos son aquellos que se sitúan en zonas de límites convergentes entre placas continentales. En estas zonas se producen magmas de naturaleza silícea, a unos 100-150 km de profundidad.

El magma es muy viscoso, y las erupciones son muy violentas y explosivas. Afortunadamente, estos volcanes son escasos: abundan mucho más aquellos situados en límites divergentes (dorsales), con lava de naturaleza basáltica, más fluida, que surge en erupciones más tranquilas.

Para finalizar, no te pierdas cómo es la estructura terrestre

¿Quieres saber más sobre ciencia?

Desde CurioSfera-Ciencia.com, esperamos que este artículo científico titulado Qué es la actividad volcánica, te haya sido de utilidad.

Para leer más información similar, puedes visitar la categoría de ciencia. También puedes preguntar tus dudas a nuestro buscador.

Y recuerda, si te ha gustado puedes compartirlo en redes sociales, darle un «me gusta», dejarnos un comentario o seguirnos en nuestra página de ciencia de Facebook. 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.